20.4.17

¡¡ BIENVENID@S !!

¡Hola amigos y amigas!

Os damos la bienvenida al "Taller de Animación Postal" (*TAP*)

*T.A.P.*

Si todavía conserváis esa bonita costumbre de escribir cartas de vuestro propio puño y letra a vuestros familiares y amistades, aquí en el *TAP* encontraréis un buen puñado de ideas de lo más imaginativas y originales para que vuestras cartas sean super simpáticas y divertidas.

En el *TAP* os proponemos unas cuantas ideas para animaros a utilizar un poquito más la imaginación a la hora de enviaros cartas. Así que todas las ideas que os presentamos en el *TAP* podéis usarlas a vuestro libre antojo: recortándolas, dibujándolas, pintándolas, doblándolas de la manera que prefiráis.

En el *TAP* encontraréis cartas para dar sorpresas, cartas de celebración y festivas, cartas de temporada, cartas para gente enamorada, cartas-puzzle, cartas-espiral, cartas bajo la lluvia, cartas tomando el sol, cartas con mascota... Cartas y más cartas para todas las situaciones y circunstancias de la vida. Todas ellas llenas de imaginación, que harán que vuestras amistades se sientan muy especiales cuando las reciban de vuestra parte.

CARTA... CARTA... CARTA...!!!



¡¡Bienvenid@s al Taller de Animación Postal!!

...y Feliz Correspondencia.

CARTA... CARTA... CARTA...!!!

CAMBIO LOOK

Hay ocasiones en que escribiremos cartas cuando hayamos sufrido ciertas transformaciones de nuestro aspecto, que queramos compartir con nuestras amistades.



Esta carta podría empezar así:

Heyyyy, Joan!... ¿¿Verdad que mola mi peercing que me he hecho en la nariz!!... No, no me hizo nada de daño cuando me lo puse, pepro al principio me molestaba un poco y me encontraba un poco rara. Pero ahora ya lo siento normal... Espero que cuando nos besemos no se enganche con el tuyo y nos tengan que separar con tenazas... Ja ja ja!!... (y bla, bla, bla...continúa la carta)




Esta carta podría empezar así:

¡Qué tal va todo, Marcos!... Cuidado no muevas tanto la carta que me vayas a dar un golpe a mis gafas nuevas. Al final me las he tenido que poner para corregir un poquito la miopía que tengo... Al principio me sentía un poco raro, pero es cuestión de acostumbrarse... Oye... ¿Sabes algo de Alicia?... Hace tiempo que no me escribe ni me llama... (y bla, bla, bla...continúa la carta)





Esta carta podría empezar así:

—¡Hola, Sus!... ¿Te gusta mi nuevo peinado?... Al final te hice caso y me corté el pelo... Creo que me queda bien ¿verdad?... (y bla, bla, bla...continúa la carta)




Esta carta podría empezar así:

Laura, trata bien esta carta, que es una carta "de etiqueta" (hasta me he puesto la corbata para la ocasión, ya lo ves...). ¿Lista?... Pues ahí va... Me gustaría que el próximo día 22 de este mes me hicieras el honor de... (y bla, bla, bla...continúa la carta)

19.4.17

¿TOMAS ALGO?...


Cuando estamos tomando alguna cosa en el bar, siempre quedaremos bien si invitamos a nuestros amigos corresponsales.

A modo de ejemplo, la carta podría empezar así:

Hola, Joana! Vaya sorpresa... No sabia que tu también venías por este bar... Estaba tomando algo... ¿Tú qué quieres?... Venga aprovecha, que hoy estoy generoso... Siéntate aquí a mi lado que charlaremos mientras tomamos algo... (y bla, bla, bla...continúa la carta)

17.4.17

LEYENDO


Esta carta podéis utilizarla cuando queráis compartir alguna lectura que estéis haciendo con vuestros amigos corresponsales.

A modo de ejemplo, la carta podría empezar así:

¡Hola, Pep! Mira lo que estoy leyendo... ¿Sabes de qué se trata?... escucha, escucha que te lo leo... (y bla, bla, bla...continúa la carta)

14.4.17

LA PANDILLA



Las cartas de la pandilla son aquellas cartas que escribimos entre toda la gente que nos conocemos y acostumbramos a salir juntos a algún miembro del grupo que, por razones varias, en estos momentos no puede estar con nosotros.

A modo de ejemplo, la carta podría empezar así:

¡Hooooooolaaaaaaaaaaaaaaa, Joaaaaaaaaaaaaaaaaan...!! Adivinaaaaaaaaaaaa quieneeeeesssss soooooomoooooooooooooos.... ¡¡Sííííííí!!... Somos nosoooooootrooooos, los de la cooooooooollaaaaaaaaaaaaaaaaa!!... ¡Te echamos muuuuuuuuuuuuuchooo de menooooooooooooooos!!... ¡Què, com va tu nueva vida en Londres!... ¿Te has adaptado bien?... ¿Què tal tus nuevos compeñeros de estudio?... ¿Secome bien?... ¿Sales de marcha por los pubs?... ¿Cuándo piensas volver?... (y bla, bla, bla...continúa la carta)

11.4.17

RIIIIINGGGG...


Esta carta teléfono, es muy original pues no se trata de escribir una carta como la hacemos normalmente sino de imaginarse una conversación telefónica con la persona a la que quieras escribir y plasmarla sobre el papel.
A modo de ejemplo, la carta podría empezar así:

Riiiiiiiiiiiiinnnnnnnnnnnggggggggggg... ¿Hola, está Felisa?... Sí, soy Andrés... Gracias, espero... ¿Feli?... Hola, soy yo... escucha, perdonar que te llame, pero es que no tenía ganas de coger el boli y el teléfono es más cómodo... Oye, ¿cómo estás?... Yo bien, pero un poco preocupadillo por aquello que me contaste la semana pasada... ¿Ya estás mejor?... (y bla, bla, bla...continúa la carta)

( También podéis mirar estos dos enlaces: [enlace 1] , [enlace 2] )

3.4.17

UN BRINDIS


A veces hay que tomar la copa y alzarla bien alto para brindar por algo que queramos celebrar. Ésta es la carta ideal para esas ocasiones.

A modo de ejemplo, la carta podría empezar así:

Desi, levanta tu copa y brindemos porque por fin te has dignado... ¡a escribirme una carta después de TRES MEEEEESEEEEEEEEEES sin coger el boli! Y eso hay qye celebrarlo tú... Bromas y brindis aparte... ¡qué tal estás!... (y bla, bla, bla...continúa la carta)


( Podéis ver más cartas de tema festivo en este [enlace] )

2.4.17

CALENTEMOS MOTORES...

Antes de empezar a presentaros las ideas del *TAP* , os proponemos unos pequeños para ir cogiendo práctica a la hora de trabajar los modelos de cartas que os iremos presentando.

Así que ya podéis coger folios, lápiz y tijeras (mejor que sean de punta redondeada para que nadie se corte) y después de dibujar las figuras que os presentamos abajo, podéis recortarlas, a ver que tal os quedan.

Tened presente que muchas de las cartas que os enseñaremos tendrán que ser recortadas de una manera u otra. Así que estos ejercicios iniciales nos irán bien para empezar a tocar el papel.

Recordad que podéis bajaros todos estos formatos de nuestros ALBUMES.




* * * 1ª FORMA * * *

La primera forma que dibujaremos y recortaremos será la de un folio curvado, con los lados sinuosos. Este modelo lo podremos utilizar para enviar cartas que se salgan un poco de la rutina del folio estandar de forma rectangular y lados lisos.



* * * 2ª FORMA * * *

La segunda forma para dibujar y recortar será la de un simple triángulo. Tal vez algún día tengamos que escribir cartas desde Egipto con sus piràmides y todo... [ver enlace]






* * * 3ª FORMA * * *

La tercera forma que dibujaremos i recortaremos será la de un círculo. Tal vez alguna de las cartas que os propondremos escribir en nuestro taller podría estar escrita en una noche de luna llena...





* * * 4ª FORMA * * *



La cuarta forma tendrà forma de luna. Porque también se pueden escribir cartas en noches de luna creciente o menguante...






* * * 5ª FORMA * * *


La quinta forma será la de una estrella. Habrán momentos postales en que la luna otorgará el protagonismo a sus hermanes en el cielo, las estrellas...





* * * 6ª FORMA * * *

La sexta forma tendrá forma de nube. Porque estamos seguros que entre los muchos momentos postales que ocurrirán en nuestra vida, no todos los viviremos tocando de pies en el suelo. Y tal vez algún día nos subamos encima de alguna nube para dejar volar nuestra imaginación desde allí arriba.





* * * 7ª FORMA * * *

La séptima forma tendrá la silueta de una serpiente. podéis estar seguros que muchas de las cartas que popdréis escribir en vuestra vida podrán salirse de la cuadrícula de precepto, pudiendo ser escritas de una manera más "movidita".





* * * 8ª FORMA * * *


La octava forma es una flor. Crear jardines postales para regalar a nuestros corresponsales pasa por saber recortar con maestría flores como ésta.





* * * 9ª FORMA * * *

La novena forma será la de un corazón. El amor es uno de los sentimientos que mueve el mundo... ¡y por què no! nuestra correspondencia también.




* * * 10ª FORMA * * *

La décima forma tendrá forma de hoja otoñal. Posiblemente el otoño sea la época más idónea del año para ponerse a escribir cartas a los amigos y conocidos.




* * * 11ª FORMA * * *

La forma número 11 tendrá la forma de un sol. El verano será el momento de todo el año en que escribiremos nuestras cartas más calurosas (Bffffff... ¡qué calor que haceeee...!)






* * * 12ª FORMA * * *

La forma número 12 serà una mano. En el *TAP* también os enseñaremos cómo las partes del cuerpo humano pueden convertirse en protagonistas a la hora de escribir cartas divertidas a nuestros amigos corresponsales.





* * * 13ª FORMA * * *

La forma número 13 tendrá la forma de un muñequito. Posiblemente una de las maneras más simpáticas y originales de escribir cartas a nuestros amigos sea utilizando "mascotas postales". Unos personajes, a veces vivarachos y casi siempre muy traviesos, que habitan dentro de las cartas haciéndose pasar por nosotros. De esta manera cuando nuestros amigos corresponsales abren nuestras cartas, ¡la sorpresa está asegurada!





Y ahora ya sin más dilación... ¡empecemos el *TAP*!

31.3.17

PIERNA ROTA



Quizá alguna vez en la vida tengamos un tropezón... y tal vez nos rompamos algún que otro hueso. Esta carta del pie escayolado va muy bien para escribir cartas en aquellas ocasiones en que nos hemos roto una pierna. También podéis ver [otro pie roto].
A modo de ejemplo el texto de la carta podría empezar así:

—Hola, Maria... Cuidado de no mover demasiado la carta mientras la sostienes para leerla que ya ves cómo estoy y aún me duele la pierna... Sí, mujer, sí... la pierna rota por tres sitios y un aburrimiento aquí en la cama que no se cómo ponerme. Y como me he acordado que todavía no te había respondido a tu última carta, aquí me tienes. Si quieres puedes pasarte a visitarme cuando quieras ¿vale?... Ya sabes que tus visitas me animan mucho... ;-) ... (i bla, bla, bla...continúa la carta)

10 razones por las que debemos continuar enviando postales y cartas

10 razones por las que debemos continuar enviando postales y cartas




1. Las cartas son mucho más bonitas que los correos electrónicos. 

¿Cuántos e-mails recibís por día en tu bandeja de entrada? ¿Cincuenta y la mitad son spam? Ya no das abasto en responder. En cambio, te preguntaste alguna vez ¿cómo sería volver a recibir una carta en tu buzón de correo?
Debo confesar que la felicidad de ver una carta debajo de la puerta, y abrir y encontrar la letra manuscrita de un amigo es algo que no tiene comparación con recibir un e-mail. En las cartas sentís la sorpresa al recibirla, la textura del papel, la caligrafía de la persona y los kilómetros que viajó para llegar... Llámenme nostálgico.

2. Hay pocas cosas más satisfactorias que comprar nuevo papel para escribir.

¡Qué mejor lugar que la sección de papelería de las librerías! Podés elegir el tamaño del papel, los colores, las texturas, los sobres y los sellos de cera. También podés encontrar postales de tus lugares turísticos favoritos, combinar un papel naranja con un sobre violeta o hacer tu propia decoración vintage.

3. No se pueden adjuntar flores, hojas secas y dibujos a los correos electrónicos.

Bueno, si lo podés escanear… pero pierde su materialidad. Con las cartas podés usar todas las cosas que entran en un sobre pero que no se pueden meter en un e-mail: la caligrafía, los tachones, las hojas secas, los dibujos, los olores, la textura del papel, las fotos impresas, las cositas sueltas. Podés apelar a tus recuerdos y enviarle a esa persona especial el billete de autobús donde se conocieron, la flor que le gusta o la entrada a un evento que fueron juntos.

4. Algunas cosas son mejores dichas sobre el papel.

¿Extrañas a esa persona especial? ¿Te equivocaste y le querés pedir perdón? ¿O decirle simplemente gracias por estar en tu vida? Probá decírselo a través de una carta. Como en los viejos tiempos donde nuestros abuelos se declaraban su amor a través de las palabras y los papeles, cuando no existían los smartphones ni la virtualidad del Facebook.
En algún mercadillo todavía encontrarás cartas amarillentas, con letras tal vez un tanto borroneadas por el tiempo pero que de alguna manera contienen un pedacito del pasado. O mejor aún, preguntáles a tus abuelos si aún conservan cartas. Es cautivante.

5. La lentitud de las postales es proporcional al tamaño de la sonrisa del destinatario al ver la postal debajo de la puerta.

De pequeñito abría la puerta y miraba el felpudo deseando que hubiese un sobre de algún lugar del mundo esperándome. La lentitud de las postales es, en realidad, la mejor parte. Porque los tiempos son otros, recibirlas demora días, incluso semanas… nada parecido a la instantaneidad de la web. Pero quien sea el destinatario sentirá la emoción inigualable de saber que tiene en su poder un recuerdo mágico pensado solo para uno. Que alguien fue capaz de tomarse el tiempo –ese que hoy nos parece tan escaso- para elegir el papel, pensar las palabras, escribir de puño y letra, tachar, preparar el sobre y enviarlo desde la oficina de correo más cercana.
Esa felicidad que se siente al enviar las cartas y al imaginarme a mis amigos recibiendo esa sorpresa desde otro lugar del mundo se prolonga con su lentitud. Cada día pienso “¿habrán llegado?” “¿Por dónde andarán viajando ahora?”

6. Le das a tus amigos y familiares la oportunidad de adornar su casa.

Porque las postales son vistosas, las podés pinchar en una cartelera de corcho o pegarlas en las ventanas de tu casa u oficina. Otra opción es enmarcarlas como cuadros para decorar tus paredes. Podéis hacer series temáticas (edificios históricos, arte callejero, naturaleza) o hacer la distinción de los lugares de dónde las recibiste, ya sea por países o continentes.

7. Es una suerte para personas poco tecnologizadas.

Hoy existen otras maneras de contar un viaje porque las redes sociales cambiaron la forma de transmitir las aventuras de los trotamundos. Basta con subir fotos al Facebook, tener un blog de viajes, mandar un mail, hacer un tweet o subir a Instagram una postal electrónica. Pero no te olvides que a pesar de estar en el 2015 todavía hay personas que no están conectadas, ya sea por elección, por edad o por una cuestión económica. Ellos apreciarán profundamente recibir cartas a la antigua usanza. Los mantendrás informados de cómo te van las cosas si son de los que no tienen Facebook.

8. Podemos coleccionar sellos de distintos lugares del mundo y viajar sin movernos de tu casa.

Muchas veces los familiares y amigos no pueden viajar por diferentes motivos, por lo cual me gusta compartir con ellos un poquito de mi viaje enviándoles una postal o una carta. Algunos tienen una caja donde juntan las estampillas de los distintos países. La filatelia puede ser un pasatiempo gratificante para chicos y grandes.

9. Si no hay postales que te gusten, será cuestión de crearlas.

Hay veces que las típicas postales turísticas aburren o se repiten y te gustaría poder enviar una postal de la confitería donde comiste el mejor postre, de una pintada callejera, de la fachada de una casa que te gustó o de un parque donde te tomaste un descanso. Cuando te pase eso podés crear tu propia postal. ¿Cómo? Podés mirar entre tu archivo de fotos de viaje, seleccionar “la foto perfecta” para cada persona, imprimirla en tamaño postal, escribirle algo en el dorso y mandársela por correo. En “De acá para allá” se compaten algunos diseños de postales.

10. Es una práctica en peligro de extinción.

Para las generaciones más pequeñas, los llamados nativos digitales, que han crecido con todos los dispositivos electrónicos, hablarles de postales es anticuado. Para quienes desconocen este mundo les propongo que las busquen en algunos kioscos y librerías, y prueben enviar una y vean de qué se trata. Otra buena opción (y que tiene que ver con la web) es registrarse en el sitio Postcrossing, un proyecto donde el objetivo es recibir postales de cualquier parte del mundo, siendo una incógnita de dónde vendrá la próxima postal. La idea principal es: si envías una postal, recibirás otra.

Porque no queremos que esta vieja tradición se pierda. No queremos dejar de encontrarnos con correspondencia cada vez que volvamos a nuestras casa. Queremos que alguien reciba una imagen y sonría. Para luchar contra esa velocidad que pretende marcar nuestra vidas. Y porque tienen el encanto de haber venido de lejos. 

* * *

29.3.17

APOYADO



Un modelo de carta con mascota puede ser éste. Donde una mascota aparece apoyándose encima de la carta en una actitud fresca y dicharachera.
A modo de ejemplo, la carta podría comenzar así:

—¡Hey, Montseeee!!... ¡Cómo va eso!... Espero que bien. ¡Oye, no muevas tanto la carta que esto se mueve mucho y me daré el gran batacazo!... Así està mejor... Pues ya ves, he subido al terradito para tomar el fresco cuando me he acordado que todavía no te había explicado aquello que... (y bla, bla, bla...continúa la carta)

28.3.17

JUGANDO CON LAS FORMAS...

Como ya vimos en los ejercicios introductorios [ver enlace], se puede jugar de muchas maneras a la hora de recortar y preparar un formato de papel para escribir una carta bien divertida y original. La gracia radica en que podemos recortar el papel de carta de muchas maneras, dependiendo del momento y situación en que nos encontremos a la hora de escribir a nuestros amigos.

Seguidamente os presentamos algunos ejemplos, para ir inspirándoos.





En un círculo recortado podemos escribir una carta en una noche de luna llena. O también se puede escribir en ella una carta en espiral, donde queda patente nuestra intención de marear a nuestr@ amigo@ corresponsal.



La silueta de la luna puede ser el marco ideal para escribir cartas en plena noche.



Las cartas con forma de estrellas también pueden ser bonitas maneras de escribir originales cartas por la noche.



Los triángulos pueden servirmos para imitar las formas de las pirámides cuando escribamos cartas en plenas vacaciones.




Los corazones recortados llenarán nuestras cartas de amor.


El turno de las flores recortadas y pintadas será en primavera.




Las cartas en días de lluvia ¿por què no escribirlas en nubes amenazadoras?





El otoño será el momento en que hojas escritas de papel recortado saldrán de nuestras cartas.



Soles ardientes aparecerán dentro de las cartas veraniegas.




Siluetas de manos llamarán la atención de nuestras amistades.




La forma de una serpiente puede ser portadora de un mensaje sinuoso.




Y una silueta "inocente" puede ser un buen reclamo para hacer alguna broma por carta (¡siempre de buen gusto, eh?!...) el 28 de diciembre. Y, por descontado, es un buen inicio para la escritura de las cartas con mascota [ver enlace].

27.3.17

CONTANDO


Esta carta es idónea para contar cosas que no se nos deben pasar por alto.

A modo de ejemplo, la carta podría empezar así:

¡Mira, Anna!... ¡UNA!... Míralo bien, UNA y sólo UNA será la semana que esperaré a que me escribas. Una vez haya pasado esta semana (¡sólo UNA, que te quede bien claro!) sin recibir noticias tuyas, consideraré que tu y yo... (y bla, bla, bla...continúa la carta)

26.3.17

REGALO FLOR



Cuando se trata de regalar una flor por carta este modelo es perfecto para quedar como un rey o como una reina delante de tus amigos corresponsales.

A modo de ejemplo, el texto de la carta podría ser algo así:

—¡Toma, Montse!... ¡Coge esta flor que es para ti! Tengo entendido que te gustan las flores ¿verdad?... Así que antes de empezar a leer la carta, búscale un jarroncito y ponla en agua para que no se marchite. Hablando de flores... ¿sabes lo que he encontrado hoy en el jardín de casa?... (bla, bla, bla...continúa la carta)

24.3.17

UN RAMO


Una carta-ramo es ideal para expresarle tus sentimientos a aquella persona que te hace tilín... ¡Eso sí!... Tened cuidado que esa persona no sea alérgica a las flores o pasará un mal rato leyendo vuestra carta. ¡Achííííísssssss...!

A modo de ejemplo, la carta podría empezar así:

¡Toma, Mònica!... ¡Un ramito de flores para ti!... Espero que te gusten... Ya sabes que te quiero... Ponlas en agua que te durarán más. ¡Cómo va todo?... (y bla, bla, bla...continúa la carta)

(Podéis ver algunos modelos de cartas para gente enamorada en este [enlace] )