7.11.17

CICATRIZ


Es posible que alguna vez en nuestra vida tengamos que pasar por qu quirófano... Y si la cosa sale bien, no está de más fardar un poco de nuestras "heridas de guerra".

A modo de ejemplo, la carta podría empezar así:

¿¡Que la ves, Anna!?... ¡Mira que cicatriz me ha quedado!... Pues esto es el resultado de las tres horas de operación que hicieron falta para extraerme el [NOMBRE DEL ÓRGANO EN CUESTIÓN]. Por suerte todo fue como una seda y la recuperación, ¡fenomenal! Así que me perdonarás que haya tardado tento tiempo en escribirte, pero te harás al cargo de que mi situación no era la más propicia para coger el boli. Pero ahora, una vez recuperdado, toca poner la correspondencia atrasada al día... ¿Cómo te van las cosas?... Me han dicho que... (y bla, bla, bla...continúa la carta)

No hay comentarios: